Enfermedad crónica de origen desconocido, en la cual el sistema inmunitario del individuo ataca a su propio intestino produciendo inflamación.